AL FILO DE LA REALIDAD .com.ar

Ovnis, Civilizaciones Desaparecidas, Parapsicología y Esoterismo.

Archive for the ‘Política y Esoterismo’ Category

EL EXTRAÑO LEGADO DE UN MILLONARIO ESOTÉRICO

Posted by Gustavo Fernández en 18-06-2017

No tengo problemas en reconocer todo lo que me falta por aprender en la vida. Por eso, cuando mi entrañable amigo Sergio Chorro Rocamora dijo aquello de “Tendríamos que ir a Sintra”, enarqué una ceja, curioso. Era la primera vez que escuchaba ese nombre.

En Sintra

Habíamos llegado a Lisboa con nuestras familias el día anterior, y descansábamos, relajados, tomando un oporto –qué otra cosa beber si se está en Lisboa-, mientras mirábamos el intenso ajetreo de la gente que iba y venía en esa agradable noche de abril por la Avenida Da Liberdade, a pasos del Teatro Tívoli.  Nuestro viaje al territorio lusitano fue casi una escapada al viejo estilo sesentista, subir al auto, poner una meta y ya, sobre la ruta, ver qué íbamos encontrando.

Como dije, ni idea tenía de la existencia de Sintra. Así que comencé a googlearlo, cuando Sergio me agrega: “creo haber leído por ahí que hay un lugar con mucho simbolismo que seguramente te interesará”.

Y vaya si me interesó. Sorprendido (si al mejor cazador a veces se le escapa la liebre, a mí se me había escapado una tortuga) vine a descubrir que a media hora de donde estaba sentado en ese momento, disfrutando una copa de ese vino dulzón y “fortificado” que era ese Ramos Pinto Tawny de 10 años, no sólo nos esperaba un pueblito paradisíaco, declarado “Patrimonio de la Humanidad”. Nos esperaba un reservorio de conocimientos esotéricos.

Al día siguiente ya caminábamos sus callejuelas. Derramándose sobre las sierras frondosas de árboles y no lejos del mar, Sintra es un poblado de ensueño, de abigarradas casonas de tres y cuatro pisos pintadas sus fachadas de vivos colores. Y allá arriba, subiendo una empinada colina, aguardaba la Quinta da Regaleira.

La historia parece sucinta.

Antonio Carvalho Monteiro, De Husond – Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=4024463

Sintra, una villa hermosísima de unos treinta mil habitantes a poco menos de treinta kilómetros de Lisboa, guarda numerosas construcciones de tipo renacentista y arquitectura “manuelina”. Pero el Palacio da Regaleira, edificaciòn principal de la “Quinta da Regaleira”, es relativamente reciente (comenzó a construirse en el año 1892) por parte del millonario Antonio Augusto Carvalho Monteiro, excéntrico hombre de negocios, nacido en Brasil de familia acaudalada y radicado en Portugal desde donde dirigía sus numerosos negocios (maderas, café, etc.) con su patria de origen.

Nace en 1848 y fallece en 1920, y a sus numerosos intereses rosacrucianos, masónicos, alquímicos y templarios se deben los excéntricos edificios y secretos de la Quinta que visitamos. Incidentalmente, permítaseme señalar como este profundo conocedor del Hermetismo (en efecto, Carvalho Monteiro no fue simplemente un “diletante” de lo esotérico sino un aplicado estudioso y experimentador del mismo)  dejó “señales” simbólicas no sólo en el camino de su vida sino más allá también: en efecto, el portón principal de acceso al Palacio da Regaleira se abre con la misma llave que su tumba, ubicada en el Cementerio Dos Prazeres,y que su palacio en Lisboa, sobre la Rua do Alecrim.

El Pozo Iniciático, visto desde el exterior

De sus prácticas alquímicas hay registro de un laboratorio que Monteiro había dispuesto en la torre octogonal del Palacio. De sus otras filosofías, numerosos símbolos accesibles a la observación y al experimento, que señalaremos a continuación.

 

La Torre Iniciática

La idea de “torre” es un tanto equívoca, por lo cual también se le conoce como “el pozo iniciático”. Tiene 33 metros desde el fondo a la cima, y dos terceras partes se hunden en la tierra. Presenta nueve rellanos, posiblemente emparentados con los nueve estadíos de la divina Comedia, y se trata de una profunda horadaciòn dentro de la cual desciende una cómoda escalera en espiral, cono baranda sobre el vacío, presentando en el fondo una Rosa de los Vientos sobre una Cruz Templaria. Por sobre la superficie, el tramo exterior es disimulado con rocas a semejanza de una pequeña colina, y el acceso a la misma presenta dos magníficas puertas – trampa de piedra, una deslizante –de manera lateral- y otra giratoria. Ambas hoy inutilizadas, se nos ocurre que debe haber sido sencillo manipularlas simplemente cubriendo el sueño de aceite o grasa.

Puerta de piedra deslizante

La razón de ser de éstas es evidente: se cerraba así el acceso durante la realización de ciertos rituales en ese pozo “iniciático”. Hay quienes hablan de rituales “masónicos”, pero sospecho más bien ceremoniales mágicos. Es interesantísimo descubrir que al fondo se abre un corredor que se pierde en un intrincado laberinto tallado dentro de la roca viva, con salidas detrás de cascadas artificiales o por detrás de balcones de playones ceremoniales a distintos niveles, porque todo el conjunto de La Regaleira está edificado en una verdadera colina extremadamente boscosa, con lo cual construcciones como este Pozo permite aprovechar distintos e intrincados niveles de acceso.

A medida que avanzábamos en nuestro relevamiento, se nos hace evidente que como parte de los ceremoniales allí llevados a cabo el perturbar y alterar los sentidos físicos o la percepción de la Realidad era parte preponderante. Cito dos ejemplos: uno, una “fuente”, aún útil –con agua en su interior- a un lado de una de las aras ceremoniales. A simple vista, la superficie del agua parecía estar a unos diez centímetros del borde de la misma. Pero –repetimos la experiencia varias veces- evidentemente la geometría de la fuente y el uso de colores de distintos materiales hacía que uno tuviera que bajar unos treinta centímetros la mano hasta realmente poder tocar el agua. Otro efecto apasionante, cuando buscábamos la salida de unos de las galerías laberínticas, encontramos, casi a la salida misma, unas banquetas talladas en la roca. Nos sentamos, disfrutando lo que frente a nosotros parecía un ventanal de alucinada geometría y (supusimos) un doble vidrio repleto de agua en

Palacio da Regaleira

su interior. La sensación era estar viendo desde el interior de un acuario. Y la sorpresa fue que, al salir y observar ese ventanal desde fuera, éste presentaba un sencillo vidrio que en nada explicaba la ilusiòn percibida anteriormente.

El “juego” con las ilusiones sensoriales no es ajeno al propio espíritu de la práctica ceremonial mágica, ya que, precisamente, ilustra sensorialmente el principio que “el Mago crea una Realidad a su albedrío”. No se trata de autoengañarse, de hacer creer a otros que esas ilusiones visuales “sean” Magia. Es como cuando los Magos de todas las épocas manipulaban el entorno arquitectónico para generar “ilusiones” visuales, auditivas, cinestésicas. Así como cuando el Chamán, para liberar a la persona enferme de su mal, entiende que debe “escupir” un insecto, el cual tendrá en la boca mientras “succiona” la enfermedad (en puridad, la componente de negatividad en el plano astral que en lo físico se expresa como “enfermedad”) frente a lo cual el antropólogo “erudito” cree que ese chamán engaña a sus “clientes”, haciéndoles creer que el insecto escupido “es” la enfermedad (y una vez más, eso no

Jardines

es lo que el Chamán trata de hacer creer, sólo atraer, por aquello de “lo semejante atrae lo semejante” la “miasma astral” que se manifiesta como enfermedad hacia el cuerpo astral de un insecto, molusco o lo que sea, cuerpo astral de poca evoluciòn como su expresión biológica), el Mago que manipula sensorialmente las “ilusiones de la percepción” sabe que el órgano sutil de ver Más Allá debe entrenarse quitándole –quitando a su poseedor- de la Realidad ordinaria. Y una de las maneras de lograrlo es “perturbar” la percepción de esa Realidad.

Saliendo del laberinto, el ventanal “efecto pecera”

Volvamos al Pozo Iniciático. Los practicantes trabajan –según el objetivo a alcanzar- en dos niveles: uno Ascendente y otro Descendente. En el Ascendente, el iniciado penetra al atardecer desde los jardines, con ojos vendados tiene que encontrar al tacto el camino dentro del laberinto hasta la base del Pozo. Allí es descubierto y participa de la Ceremonia, a la luz de una Luna (o un Sol, dependiendo de la ceremonia y por ende, la fecha) que se centra con el abierto orificio, allá arriba. Y para otras ceremonias, Monteiro había dispuesto un símil metálico de rama de árbol que permitía hacer pender una luminaria en el centro de la abertura, allá arriba. Luego, ascendía por la escalinata hacia el Cenit para salir al mundo de todos los días.

Pero la práctica Descendente era la más peligrosa, en términos físicos y en términos espirituales. Pues entraba al Iniciado a descender a su propio infierno y a los estratos más bajos del universo espiritual. Se ingresaba por la parte superior, cerrándose la puerta a sus espaldas –claro mensaje simbólico de “ya no puede volverse atrás” y el sujeto

El vidrio de la “pecera” desde el exterior

descendía hacia las profundidades y por ende las oscuridades. Pero a lo largo del camino, en veintitrés nichos, le esperaban agazapados otros iniciados con enigmas que tenía que superar, con obstáculos a sortear. Al llegar al fondo, le esperaban para, luego de la ceremonia, venderle los ojos y arrojarle al interior del laberinto, del que tenía, a la inversa, que buscar la salida a la luz de un Sol que amanecía.

La Quinta da Regaleira presenta varias Aras Ceremoniales, creados con todo primor, desde su orientación espacial –que permitía seguramente en fechas calendáricas dadas (solsticios y equinoccios) hacer coincidir el Sol naciente con el centro de las mismas- como el detalle de su construcciòn, empleándose calcita cuarcífera, verdadera joya geológica que refulgiría al sol del amanecer. Y dotándole, a estar del conocimiento de la llamada Gemoterapia, de propiedades vibratorias energizantes de las acciones allí llevadas a cabo.

La capilla desde el coro

Tiene también su propia capilla cristiana. Pero, ¿no es un contrasentido una capilla cristiana entre tanto Esoterismo?. Para la mirada del Vaticano y los católicos romanos, seguramente sí. Para la mirada cristiana gnóstica de Monteiro, definitivamente no. Ningún esoterista de cuño ha dejado (ni dejará) de honrar el vasto conocimiento durmiente en el llamado Cristianismo Esotérico cuando, aún más y dada la filiaciòn Templaria, si no de los saberes, por lo menos de los afectos, de este millonario, es esa Orden de Caballería el mejor reservorio de aquél.

Pero la capilla reservaba otros misterios. Debajo de la nave central (por otro lado, con el suelo orlado con un mosaico de un “urbe et orbis” muy interesante) se descendía a otro recinto, con su propia ara perfectamente alineada con el altar de la parte superior y el suelo cubierto de mosaicos alternativamente blancos y

Frente de la capilla

negros (el embaldosado masón, donde caminar sobre baldosas blancas y negras simboliza como en el andar de la vida pasamos de la luz a la oscuridad y de allí a la luz, sucesivamente). Esto significa que, por caso, mientras en la parte pública, “exotérica” se estaba celebrando una misa, en la parte inferior, “esotérica” se llevaba a cabo otro ritual que, al ser simultáneo y “conectado” con el superior, tomaba la energía de éste para multiplicarse.

El recinto subterráneo de la capilla

No es menor el hecho que este recinto subterráneo tenía otra salida, en diagonal y subterránea, que se alejaba de la capilla para emerger en…. Un cruce de túneles laberínticos transportadores de agua.

Es difícil detenerse en lo que cada uno pueda considerar más enigmático o sugestivo de este lugar, de manera que cerraré exponiendo tres comentarios, tes observaciones (en realidad, dos observaciones en el terreno y una reflexiòn) brindándole al lector, como hiumilde criterio, destacar aquerllo que en lo personal me enseña algo más que no haya sabido antes sobre los conocimientos esotéricos.

Primera observaciòn: llegando a la cima de la colina, existe una gigantesca roca, quizás un peñasco rodado en tiempo inmemorial de un lugar más elevado. Pero lo interesante es que ese peñasco -calculo, no menos de una veinte toneladas- está ubicado sobre una plataforma artificial. No la supongo

La roca de referencia

exageradamente antigua; tiene mortero y cal en su construcciòn, por lo cual seguramente es otro de los trabajos del excéntrico milonario. Pero la pregunta es: ¿para qué tomarse el trabajo de elevar, aunque más no fuera unos coincuenta centímetros, semejante mole en el lugar (para lo cual habría que haber movilizado hasta esa altura y sitio tan incómodo, maquinarias y personal de trabajo) sólo para hacer una plataforma y volver a depositar el peñasco

Maravilloso ara ceremonial en jardines de la Quinta, con sus dos obeliscos masónicos y simbolismo para Iniciados

sobre ella?. Mi opiniòn: Monteiro sabía que ese peñasco tenía valor ancestral, quizás un sitio de valor menhírico (de “menhir”) de pueblos primigenios (recordemos que la primitiva poblaciòn de Sintra fue de origen celta) y debías permanecer allí, como una aguja de acupuntura, para determinado efecto, debe tocar un punto y sólo ese punto de los meridianos energéticos de nuestro cuerpo.

Segunda observaciòn: La capilla, con todo su extraño simbolismo, está consagrada a… San Antonio de Padua. Otra vez San Antonio, patrono de la particular capilla y el pueblo de Capilla del Monte y de Piriápolis. ¿Hay una ruta de San Antonio de Padua a través del globo que identifica lugares que, detrás del velo católico, encierran secretos herméticos?. Y la reflexiòn: Monteiro en Sintra, Odilo Estévez en Capilla del Monte, Francisco Piria en Piriápolis… ¡y todos trabajando en la misma época, simultáneamente!. ¿es casualidad?. ¿Integraban todos ellos -y seguramente otros que iremos descubriendo- la misteriosa pero pwersistentemente poderosa Orden de los Caballeros de Heliópolis?.

Capas de calcita cuarzífera cuidadosamente dispuestas en el ara ceremonial

Algunas personas suponen que este interés metafísico de estos personajes (todos prósperos millonarios, pero -cabe destacar- no millonarios de cuna sino “self made men”, de hecho y por lo menos dos de ellos, de cuna verdaderamente paupérrima- ) es sólo una curiosidad circunstancial. Estoy convencido, por experimentaciòn propia, que los conocimientos que detentaban eran fundamentales y funcionales a la prosperidad que alcanzaron, verdadera herramienta para modelar su Realidad. Y me quedo pensando en cuántos entusiastas estudiosos de estas disciplinas, siguen penando en un mundo de infortunios cryendo que su búsqueda espiritual es necesariamente conflictiva con su prosperidad material, la que nunca se dan la oportunidad de alcanzar…

 

 

Posted in Arqueología Revisionista, Esoterismo, Política y Esoterismo, Revisionismo histórico | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , | 3 Comments »

EL EGIPTO DESCONOCIDO (3): EL SENDERO TEMPLARIO

Posted by Gustavo Fernández en 01-06-2017

Las reflexiones compartidas en la segunda parte de esta saga encuentran su natural justificación en este tramo; donde me propongo comprender el porqué de la inopinada presencia Templaria en las tierras del Nilo, una presencia que trasciende el afán de conquista y comercio y tiene resonancias bíblicas.

Antes de continuar, es necesario aclarar un par de puntos. La idea de un ejército Templario plenamente comprometido –diría, fanáticamente comprometido- con las distintas Cruzadas es sólo una versiòn hollywoodense; si bien combatieron –especialmente en Accra- contra los musulmanes, siempre fueron bastante independientes y sus intervenciones en combate parecían responder más a estrategias de geopolítica que convicciones metafísicas. Recordemos aquí que cuando se constituyen en Orden, en 1118, sostienen que su misiòn era “custodiar los caminos hasta Tierra Santa” para los peregrinos, pero hasta 1188 la Orden tuvo sólo nueve miembros (más unos cuantos “empleados”, más administrativos que guerreros): es ridículo pensar en sólo nueve caballeros custodiando semejantes extensiones. Sólo luego de 1188 comienza la “conscripción de miembros” y, lógicamente, la Orden crece de manera exponencial.

Por otra parte, existe sobrada evidencia –especialmente en tierras hispanas- de la enriquecedora convivencia de Templarios con sabios musulmanes así como con judíos, y para cualquier estudioso de aquellos es evidente una “transfusión” de conocimientos entre unos y otros. Ya he escrito mucho sobre el particular en este blog (enlaces que aplico al final de esta nota) para remitir allí al interesado.

Las cruces de referencia

Bien, regresando a Egipto, las huellas del Arca de la Alianza descriptas en el capítulo anterior tuvieron, a posteriori, una impronta cuasi templaria. Observen la foto que acompañamos; la he tomado en el templo de Philae, próximo a la represa de Aswán. Prsenta cruces “templarias2, o eso parece a primera vista, aunque un análisis más detallado “in situ” me reveló otra cosa.

No son de la época de la erecciòn del templo: están grabadas con claras señales de ser posteriores porque, en un par de casos, se trabajaron sobre jeroglíficos allí anteriores. Pero tampoco son “modernas”; la protecciòn patrimonial del templo hubiera hecho imposible su tallado. El desgaste de sus aristas señalan, empero, que ya hay acusados signos de erosiòn.

Recordemos que cuando la construcciòn de la represa, hubo dos templos en peligro de quedar sumergidos por las aguas: el famosísimo de Abu Simbel y éste, menos promocionado, Philae. Ambos, se desmontaron y trasladaron a ubicaciones más elevadas para protegerlos. Pero con Philae ocurriò un detalle interesante.

Junto a la construcción y ubicación original, de hecho en terrenos propios del templo, había una pequeña iglesia cristiana del siglo XVI. Como resultaba muy “moderna” en términos arqueológicos no se rescató y quedó, allí, sepultada por las aguas.

Esa iglesia fue construida por orden y mandato de una sociedad iniciática: los Caballeros de San Esteban. De hecho, estaba consagrada a su patrono, el mismo San Esteban. Y la cruz “templaria” en Philae no es templaria: es la cruz de San Esteban.

Pero, ¿quiénes eran éstos?.

En Pisa

Para averiguarlo tuve que seguir algunas pistas en Pisa, Italia. Porque fue allí que Cosme de

Palacio que los Médici dieron a la Orden

Médici (sí, uno de esos Médici) luego de conquistar la ciudad -.en ese entonces, rival de Florencia- entregó uno de los palacios de su plaza central a una reciente Orden Militar e Iniciática constituida por él: en 1564, los Médici fundan la Orden con un objetivo “exotérico” y otro “esotérico”. El primero, “la defensa de la fe católica y el combate de los piratas de la mar” y la segunda “buscar el Arca de la Alianza”. Se decían, a sí mismos, herederos de la Orden Hospitalaria de San Esteban de Hungría, que a fines del siglo XII había sido la rama húngara de los Templarios. Y eligieron como emblema la cruz de ocho beatitudes pero las mismas más marcadas.

Heráldica de los Caballeros de San Esteban

De manera que aparecen en Philae (templo levantado durante la dominaciòn helénica de Egipto, alrededor del 300 A.C.) y hacen levantar una iglesia. A poca distancia, está la isla de Elefantina donde, ya hemos visto, habría estado custodiada durante algunos años el Arca antes de

Piazza del Cavalieri, donde se encuentra el palacio de la Orden

continuar viaje a Sudán y Etiopía. Si los caballeros continuaron viaje llegando a Adis Adeba, no pudieron avanzar o perecieron en el camino, se ha perdido bajo el polvo de la Historia. Pero este hallazgo ratifica mi convicción que el Arca de la Alianza estuvo más de una vez en territorio egipcio porque era “su” territorio.

Ya lo esbocé en mi trabajo anterior. Creo posible que el Arca no haya sido dada a Moisés en el Sinaí hacia el final del Éxodo, que el relato bíblico sea una adjudicación que los judíos se hacen de la misma y que, en verdad, hubiera sido muy antigua, egipcia y guardada en el interior de la Gran Pirámide (los argumentos, ver la nota anterior). Es comprensible entonces que al evacuarse luego de la segunda destrucción del templo de Salomón se la levara a la tierra desde donde provino, donde habría muchos lugares (y personas) dispuestas a protegerla. Es más, ¿qué seguridad tenemos que en esa catástrofe fueron los mismos judíos quienes la retiraron y no, aprovechando la confusiòn, un grupo a disposición de los egipcios?.

Iglesia de San Esteban, en Pisa

Hago aquí una breve disgresiòn. Me facilitaron el dato de una pretendida orden “templaria” (ya se sabe que todas las órdenes templarias existentes hoy en día dicen, cada una, ser legítima y las demás, fraudulentas), llamada Orden Templaria del Trébol (que se adjudica la friolera de 14.500 años de existencia) que reivindica las “cruces templarias de Philae” como evidencia de su propio relato. Permítaseme decir que, dicho así, eso demuestra que (a) sus miembros nunca estuvieron en Philae –y levantan de Internet las fotos- o (b) de haber estado, les bastó el “parecido templario” de las cruces, porque, de haber hecho una somera investigación, habrían arribado a esta misma conclusión: que no fueron específicamente Templarios sino Caballeros de San Esteban (recordemos que en el siglo XVI todavía pesaba la excomunión sobre aquellos y era políticamente incorrecto identificarse como tales). De hecho, la única referencia seria y argumentada se encuentra también en el libro del amigo José Luis Giménez, “El triunfo de María Magdalena: jaque mate a la Inquisición”

Dicho lo cual, concluyo. Si, como la presencia de esa Orden de San Esteban demuestra, había de parte de ellos un interés especial en el lugar por su previo interés en el Arca de la Alianza, y si, cuando menos conceptualmente, fueron herederos del conocimiento templario, es obvio que éstos últimos sabían ya en su tiempo sobre la probable ubicación del Arca. Y, extrapolando, deduzco que también sabían, entonces de su verdadera historia. Cuando en un artículo anterior, que puede verse a través de este enlace, postulé que los Templarios tenían quizás alguna información sobre presencias no humanas en la remota Antigüedad, sé que a algunos les habrá parecido exagerado. Hallazgos como éste, insisto y sin embargo, demuestran que esa presunciòn es cada vez más fuerte.

Continuará

Primera parte de este trabajo, hacer click aquí

Segunda parte de este trabajo, hacer click aquí

Enlace a “De Annunaki a Jesús, siguiendo la pista templaria…” (allí el lector encontrará enlaces a otros trabajos sobre Templarios)

Posted in Arqueología Revisionista, Esoterismo, Política y Esoterismo, Revisionismo histórico | Etiquetado: , , , , , , , , , | 1 Comment »

OFICIAL: LOS CHEMTRAILS EXISTEN

Posted by Gustavo Fernández en 16-04-2017

“Es paranoia”, nos decían. “No tiene sentido fumigar la atmósfera con químicos”, nos decían. “No tiene validez científica” nos decían.

Y ahora, según informa el periódico inglés “The Guardian”, ocurre que, oficialmente, sí existen.

Los profesores de Harvard, David Keith y Frank Keutsch quieren fumigar el cielo con óxido de aluminio y otros químicos para “experimentar” con geoingeniería. Lo llaman Solar Radiation Management (SRM), Gestión de Radiación Solar, ya que el propósito de estas fumigaciones es tapar el sol para supuestamente combatir el cambio climático.

Tal como informa el periódico británico, The Guardian:

 

“Científicos americanos realizarán pruebas de inyección de aerosoles en la estratosfera de la tierra, a una altura de 20 km, en el mayor programa de geoingeniería solar hasta la fecha con el objetivo de estudiar el potencial de una solución tecnológica para paliar el calentamiento global.

El proyecto ha recibido 20 millones de dólares y en unas semanas será puesto en práctica con la intención de valorar si la tecnología puede simular de forma segura los efectos de enfriamiento provocados en una erupción volcánica por si en un futuro fuese necesario su uso para proteger el planeta.Los científicos afirman que el planeta podría ser recubierto por un escudo solar por 10 millardos de dólares al año.

La propuesta llega por un plan de las Naciones Unidas llamado “Iniciativa gubernamental de geoingeniería” y de otra propuesta del Carnegie Council llamada “Iniciativa gubernamental de Geoingeniería Climática Carnegie”. Igualmente, el director de la CIA, John Brennan, ha propuesto que se fumiguen los cielos con el programa Solar Radiation Management (Gestión de Radiación Solar) para combatir el cambio climático”.

Por supuesto, ahora nos dirán que estos Chemtrails no tienen nada que ver con la teoría de la conspiración que supone tanto la modificación del clima (pero no con fines benéficos y humanitarios, sino, por el contrario, para desbalancear economías), el control de la conducta humana, etc.

Si ya mintieron una vez, ¿podemos confiar que no seguirán haciéndolo?

Posted in General, Los Illuminati, Ovnis y militares, Política y Esoterismo | Etiquetado: , , , | Leave a Comment »

Podcast AFR Nº 182: Planeta Alcatraz

Posted by Quique Marzo en 12-03-2017

Escuchá AFR, con Gustavo Fernández

Para ir a iVoox, clic en la imagen.

En este episodio de Al Filo de la Realidad:

  • Reflexiones sobre la mal llamada “globalización”. Cerrar las fronteras no es proteger a la gente ni evita el control. Hemos colocado al científico en el lugar del sacerdote de hace 500 años, consensuando la Matrix. El cambio es individual. ¿Dónde están los Illuminati? En control de la información.
  • ¿Cómo operan los guardiacárceles? Interpretando la tapa de “The Economist”. Bush, Clinton, Obama y Trump. Papa Francisco. El espionaje electrónico. Reflexiones finales.
El Mundo en 2017.

El Mundo en 2017.

 

Para escuchar en línea, dejar comentarios o DESCARGAR el audio en formato mp3, diríjase a NUESTRO SITIO EN IVOOX

Más opciones (email, RSS, iTunes) en: http://www.ivoox.com/s_p2_3844_1.html

También puede descargar el podcast “Al Filo de la Realidad” directamente a su teléfono móvil suscribiéndose (gratis) desde la app de iVoox –para iOS y Android– (consígala a pie de página en: www.ivoox.com).

¡No olvide recomendarnos en las Redes Sociales!

Posted in General, Los Illuminati, Podcast, Política y Esoterismo, Vivir Mejor | Etiquetado: , , , , | Leave a Comment »

LA GLOBALIZACIÓN EN UNA TIRADA DE TAROT

Posted by Gustavo Fernández en 01-03-2017

2017En diciembre de 2016, y como todos los fines de año, la prestigiosa revista “The Economist”, una patriarcal publicación inglesa (fue fundada en 1843) y que es hoy el “rostro público” de una de las familias más poderosas del planeta: los Rotschild, asombró al mundo (lego y especializado en economía) con una portada atípica: una tirada de Tarot, y una referencial tangencial al “planeta Trump”.

Diversos especialistas (o no tanto) en cuestiones herméticas han arrojado explicaciones tentativas de su significado. Navegando en Internet, uno encuentra muchas “lecturas”, algunas gratuitamente audaces, otras sugestivas. En unos casos, por estudiosos de este antiguo método oracular que es el Tarot; en otros casos, lisos y llanos “conspiranoicos” o vendedores de ilusiones buscando promociòn.

Querer hace una extrapolación geopolítica y macroeconómica nos excede, toda vez que no es nuestra formación. Pero como estudiosos del Esoterismo en general y el Tarot en particular, podemos tratar de inferir cuál es el “mensaje” enviado por los Rotschild a través de esta portada.

Y ello no es una afirmación gratuita. Todo apunta a señalar (yo mismo lo he volcado en numerosos trabajos) que esta poderosa familia se encuentra íntimamente ligada a lo que, simbólicamente, llamamos “los Illuminati”: un Poder en las Sombras, una organización, secreta y esotérica, que a través de los siglos (sin duda identificados con otro nombre porque, si ése fuera la denominación de esa sociedad secreta, ya no sería tan secreta), una alianza sanguínea y matrimonial de familias que manejan el mundo de manera que los “poderosos” visibles son apenas sus CEOs. Y continuando en esa línea, “The Economist” es “la voz” de los Rotschild, que es como decir entonces, la cara pública y “maquillada” de los Illuminati.

Algún exégeta podrá decir que la portada en cuestiòn es apenas una “licencia artística”, una forma un tanto “naif” de llamar la atención. Quien lo diga cometería el error de ignorar cómo proceden los Illuminati pero, más gravemente, de cómo procede “The Economist”. Y por si no fuera suficiente: la característica de esta revista es que sus artículos no son firmados, porque, todos, representan la opinión consensuada del Consejo de Administraciòn. Una vez más, de los Rotschild. Todo ello nos lleva a la conclusión que esta portada es un metamensaje, un mensaje críptico y simbólico no al “gran público” potencialmente comprador, sino a “quien tenga ojos para ver”. De allí, la importancia que asignamos a su interpretación.

Habrán observado que me he referido hasta aquí en primera persona del plural: “nosotros”. Porque éste no es un trabajo individual. Junto a Cristina Magno y Javier Paul, un servidor, en el seno del debate de la Logia “Ad Lucem Per Voluntatem” de la R . : Orden Hermética y Pitagórica a la que pertenecemos, sometimos a estudio, reflexiòn y meditaciòn (el triple arco de las herramientas iniciáticas) la mirada a esta Tirada. Y acercamos estas conclusiones proviusorias.

2017bLo primero que es evidente es que los ilustradores se inspiraron en el Tarot Raider Waite, de Oswald Wirth (1889), lo que no es un dato menor, pues el mismo pertenecía a la sociedad esotérica Golden Dawn a la que, por otras parte, habría pertenecido Walter Bagehot, yerno de James Wilson, fundador de The Economist, y director él mismo durante unos años de la publicación.

Luego, es aún más significativo que este Tarot ha sido modificado, señalándose estas observaciones:

-. La Torre parece indicar una clave: los intereses de los grupos económicos siempre sobreviven a las formas históricas que adquieran las estructuras sociales, políticas e institucionales sobre las que se sostengan. La imagen divide a la sociedad entre capitalismo y comunismo, o al menos, demonizando al comunismo, una forma moralizante de identificar a los “buenos” y a los “malos”.

– Sigue El Juicio con un Trump sentado en el trono como El Emperador, pero envestido de los atributos que corresponden a La Emperatriz. Una clara referencia a la defensa d elos propios intereses y el rol de “tercero en discordia” masculinizado aquí, que impone autoridad de manera expeditiva aún allí donde no se le pide, pero no sin antes “ordenar el frente interno” si es necesario con dureza. Empero, lo verdaderamente significativo es ese “Emperador” del mundo sobre la carta del Juicio que dice que el Emperador no sólo asume el poder mundano sino se arroga el poder moral. Y aún más, esta carta está inclinada respecto de la línea de cartas, lo que resalta su simbolismo: perversión, en el sentido de “desvío de lo correcto”.

– La siguiente, la Estrella, una carta habitualmente “espiritual” que aquí es degradada a condiciòn materialista por su sugerente similitud a los Oros de los Arcanos Menores y por su referencia numérica a la carta El Diablo. Los rostros anónimos podrían ser interpretados como la subordinación de lo personal a los intereses materiales.

– En las cartas originales de El Juicio y la Estrella los personajes aparecen desnudos, símbolo esotérico de verdades reveladas. Aquí no: vestidos, señalan que hay cosas que deben continuar permaneciendo “veladas”.

 – Entre estas dos cartas se desarrollan una serie de ideas secundarias que indicarían los medios necesarios para hacer efectiva una consigna: que el “valor económico” rutile en el cielo de la humanidad como único “valor”. Han cambiado las reglas del juego, pero el Juego seguirá siendo el mismo. El Bien y la Verdad corresponderán a las propias convicciones y los propios intereses, y cada vez se depreciará más el concepto de una “moral” y una “ética” como valores ponderables en sí mismos. En consecuencia, ya no será necesario el ocultamiento de las verdaderas intenciones, ya que estas terminarán no sólo siendo resignadamente aceptadas sino en un extraño giro del “síndrome de Estocolmo”, hasta deseables y admirables por parte de los sometidos. La rotura de acuerdos o alianzas ya consensuados que no se cumplirán (esto, de hecho, ha comenzado a ocurrir para cuando estamos redactando este artículo)  y vínculos que deberán interrumpirse en forma brusca sin importar las consecuencias.

– La carta de El Ermitaño muestra una “masa popular”, protestando, reclamando, pero inevitablemente conducidos por las estrechas márgenes de una quebrada o garganta: protestan buscando cambios, pero están condenados a moverse en una direcciòn prefijada. Desde la altura, el Ermitaño observa solitario la escena: sólo quien alcance la “luz” del discernimiento y se aparte del conjunto podrá tener una perspectiva objetiva de todo el escenario.

El Mago es todo un hallazgo: el Mago, manteniendo en alto el Cetro de Poder, “produce” en serie viviendas, mientras tiene la cabeza cubierta con un casco de… realidad virtual. El Mago es USTED, quien consulta esta tirada: su perspectiva de la Realidad es “virtual”, es Matrix, mientras creyendo ser “libre” (el Cetro en alto) oprime frenéticamente el botón de la maquinaria que da, a usted y los suyos, seguridad y estabilidad (¿hay alguna imagen más icónica –y engañosa a la vez- de seguridad que el “meme” de “la casa propia”?).

La Rueda de la Fortuna nos muestra a la Uniòn Europea y sus personajes prominentes, torturados y siempre al temor que “les parta un rayo”, sometidos al verdadero Poder, frente al cual, la “voz del pueblo” expresada en las urnas carece de significado alguno (obsérvese que los votos, en las urnas, están marcados con “X”, símbolo de anulaciòn).

El Mundo muestra, en esta “licencia”, libros abiertos y cerrados (el Conocimiento y el Saber será accesible a unos sí, a otros no) mientras en la tragedia de la vida (representada por los rostros de la Comedia y la Tragedia representados como máscaras), El Saber (universidad), la Religiòn (templo) y el Poder Oculto (pirámide) sientan las bases de los lazos que conectan e interrelacionan todos esos factores.

– Finalmente, esa Muerte, a caballo y acompañada de insectos (símbolo de Putrefacciòn) se acercan a un árbol que tiene mucho de hongo atómico. La Muerte, el temor a la Muerte Global, rondará, deberá hacerse rondar, pero no llegará.

Para concluir, de manera lineal: Es necesario acrecentar la divisiòn ilusoria de las ideologías, de la gente, para que amoralmente quien se haga de los “atributos” necesario imponga la “disciplina” del materialismo y los propios intereses, mientras férreamente se controla la información y la percepción de la Realidad, aceptando que siempre habrá “anomalías en la Matrix” (disculpen la inevitable referencia a la película homónima …. Si es que a ustedes s eles escapó el enorme simbolismo implícito en la misma). Todo ello deberá continuar a la sombra del Temor Permanente, buscando “entretener” al Mago (si el Mago está entretenido y distraído, olvida o desconoce sus poderes de Mago, es decvir, de quien puede cambiar “su” mundo a su sola voluntad) poniéndose la atención en mantener a la Uniòn Europea en un estado de zozobra constante, haciéndoles perder las oportunidad de recuperar un espacio de autoridad mundial que subvirtiera los intereses de… ya saben quiénes.

Posted in Esoterismo, Los Illuminati, Política y Esoterismo, Psicología Esotérica | Etiquetado: , , , , , | 1 Comment »

Podcast AFR Nº 180: Influencias sobrenaturales en la geopolítica mundial

Posted by Quique Marzo en 08-02-2017

Escuchá AFR, con Gustavo Fernández

Para ir a iVoox, clic en la imagen.

En este episodio de Al Filo de la Realidad…

  • Explicando el contexto de lo sobrenatural. La complejidad del fenómeno trasciende a lo extraterrestre. Las creencias tras la interpretación de la realidad. Las inteligencias no humanas. Todas las organizaciones vinculadas a los Illuminati realizan prácticas esotéricas iniciáticas. Agendas centenarias nos llevan a pensar en entidades no humanas.
  • El análisis se basará en dos contextos: 1) La influencia directa y explícita sobre los hechos o los personajes que digitan la geopolítica mundial. 2) La mirada sobrenatural sobre hechos, eventos y personajes de la geopolítica mundial. Consideraciones sobre el Papa Francisco y la Iglesia Católica. La situación en Oriente Medio. El “Libro del Conocimiento”. James Hurtak y el fundamentalismo.
  • Comentarios acerca de Donald Trump, actual presidente estadounidense. Portal Cobra. La Hermandad de la Estrella. La Hermandad de la Serpiente. El reverdecer de la Teoría de la Tierra Plana y otras, como campaña de desacreditación de movimientos alternativos de cambio de conciencia. El facilismo y la verdadera evolución espiritual.

 

 

 

Para escuchar en línea, dejar comentarios o DESCARGAR el audio en formato mp3, diríjase a NUESTRO SITIO EN IVOOX

Más opciones (email, RSS, iTunes) en: http://www.ivoox.com/s_p2_3844_1.html

También puede descargar el podcast “Al Filo de la Realidad” directamente a su teléfono móvil suscribiéndose (gratis) desde la app de iVoox –para iOS y Android– (consígala a pie de página en: www.ivoox.com).

¡No olvide recomendarnos en las Redes Sociales!

Posted in Los Illuminati, Parapsicología, Podcast, Política y Esoterismo | Etiquetado: , , , , , , , , | Leave a Comment »

UNA MIRADA HOLÍSTICA POST TRUMP

Posted by Gustavo Fernández en 08-02-2017

Trump         La globalización es irreversible, quizás porque el tiempo se mueve sólo en una dirección y el concepto de “nación” pase a la historia como pasó a la historia el condado feudal. Entonces, encerrarse en sí mismos y “vivir con lo nuestro” no solo es impracticable en términos económicos; lo es más en términos del devenir histórico.

         Lo peligroso de la globalización, para el individuo, no es la misma sino esa etapa primigenia de toda nueva organización social: antes de las democracias, del pueblo expresándose y ejerciendo sus derechos –el no menor la elecciòn de sus representantes-  hubo caciques, reyezuelos, señores de la guerra, emperadores y el camino no pasó por destruir la nación sino cambiar la forma de gobierno.

         Por ende, esta globalización tiene organizaciones que ya actúan como embriones de un Poder Ejecutivo, un Poder Legislativo y un Poder Judicial mundiales. Entonces, el peligro está en que esas organizaciones sean autoritarias, dictatoriales, aristocráticas. Imperiales.

         Por ello no se trata de oponerse a la globalización, ni la reacción infantil y anárquica de renegar de la mera existencia de esas instituciones, como no puede renegarse de la existencia de formas de gobierno. La simple anarquìa es ilusoria. Se trata de preparar a los individuos, a las sociedades, a saber de qué se trata, a prestar atención, a informarse y reflexionar objetivamente, a buscar los caminos de llegar a esos poderes para que las voces de los pueblos estén presentes. Para que en algún momento estas organizaciones elitistas y autoritarias devengan en más o menos democráticas.

         Mientras existan las fronteras (y les aseguro que las habrá aún por mucho tiempo) arrojar piedras en las reuniones del G – 20 sólo da más poder a lo que se detesta. Buscar los caminos para que las voces alternativas sean escuchadas en ese G – 20 sería una propuesta. No me digan que “no será nunca posible; no lo permitirán”. Es seguramente lo que les habrán dicho, en tiempos de reyes y señores feudales, a quienes soñaban con un ascenso social participativo en el gobierno. Recuerden a Gandhi.

         Me dirán que fue una excepciòn; replicaré que fue un hecho histórico. Me dirán que las circunstancias eran distintas; replicaré que eran peores (a fin de cuentas no tuvo Internet, Facebook ni Twitter, entre otras cosas no menos importantes, porque si algún lector considera las mismas “poco importantes” no tiene la menor idea del momento histórico en que está parado y el verdadero poder de la información canalizada por allí). Me dirán que la idiosincrasia de su gente era muy particular; replicaré que era un mosaico increíble de razas, religiones e idiomas. Me dirán que era un “espíritu grande”. Y allí no podré replicar nada, porque será irrefutablemente cierto.

         Por todo esto y más, la ola que vaticinamos (porque la pregunta no es “si” vendrá; sino “cuándo”) será tanto más lenta o acelerada en proporciòn a la maduraciòn política de las personas. Cuando seamos globalmente capaces de debatir con hechos y datos, no con pulsiones emocionales. Cuando comprendamos primero, para modificar después, cuántos congéneres llaman “opinión política” a la repetición de románticas consignas adolescentes que suenen a música pero luego son impracticables o insostenibles. Cuando tanto político y periodista deje de ser “mediáticamente correcto” y hable de los hechos sin sesgo de conveniencia. Cuando yo y el otro comprendamos que partimos de paradigmas personales de creencias. Me dirán que es una utopía. Y sólo sonreiré.

         Por ello, el advenimiento de Trump al escenario mundial tendrá un posterior efecto positivo. Porque desnuda lo más básico del mirarse el ombligo, de la negaciòn a la globalización, del deseo irrealizable de un retroceso feudal. Es cuestión de tiempo que los mismos desaguisados sirvan de educación y recordatorio al resto del planeta. Aprender que el “terrorista que atenta contra nuestro civilizado, moderno y occidental modo de vida”, comete diez veces más atentados en sus propios territorios, y veinte veces más víctimas, que los que lleva a Niza, París, Berlín. Y que usted no lo sepa, demuestra hasta qué punto lo “mediáticamente correcto” es, periodísticamente hablando, anteponer las “víctimas de primera” a las “víctimas de segunda”, aunque la distancia que hay desde su casa a París sea la misma que hay hasta Alepo.

 Y así como en otros horizontes, el nuestro por ejemplo, se cree “progresista” al paternalismo estatal, inmadura concepción de la dinámica mundial con más base en la psicológica carencia de afectos y necesidad de soluciones mágicas que reflexión sobre los propios procesos de crecimiento (individual y social) sin observar que, paradójicamente, ese “progresismo” deviene recesionista, en el futuro la misma franja q votó al millonario desde su simpleza aprenderá que las soluciones mágicas no existen y que en el ombligo sólo hay pelusa. Como, lentamente, va aprendiendo la humanidad toda.

Más nos vale.

Posted in Los Illuminati, Política y Esoterismo | Etiquetado: , , | Leave a Comment »

REFLEXIONES SOBRE EL COLAPSO DE LA CIVILIZACIÓN

Posted by Gustavo Fernández en 29-01-2017

21aSeguramente el lector ha sobrevivido a tantas lecturas y documentales de tipo conspiranoico y apocalìptico que estas pocas líneas lucirán desvaídas. Las concibo, entonces, con mero carácter introductorio, invitándoles así a acompañarme en las reflexiones que me están ocupando, últimamente, más tiempo del que (debo ser sincero)  me agrada dedicarles. Reflexiones breves, pero basado no en especulaciones, sino en dos hechos.

Ya se ha hecho habitual filosofar que así como todas las grandes, al parecer todopoderosas civilizaciones cayeron (romanos, chinos, mexicas, egipcios, etc.) la nuestra, la actual, no podrá escapar de esa ciclicidad. Pero, al mismo tiempo, desde la soberbia de creernos “superiores” (simplemente porque nos creemos más avanzados tecnológica y científicamente) y por ser una “civilización global”, tendemos a que pensar que por ello quedamos exceptuados de ese colapso, olvidando que civilizaciones regionales pudieron desaparecer por catástrofes regionales (mientras en otras partes del globo la vida seguía) pero hoy una civilización globalizada puede colapsar por una catástrofe globalizada, y no habrá lugar en el mundo para refugiarse.

Hecho nº 1

El 13 de octubre de 2016 el saliente presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, firmó una de sus últimas órdenes ejecutivas (https://obamawhitehouse.archives.gov/the-press-office/2016/10/13/executive-order-coordinating-efforts-prepare-nation-space-weather-events ) donde sentaba las bases de la coordinación de esfuerzos y recursos gubernamentales y militares ante la eventualidad de un nuevo “evento Carrington”. Recordemos que se llama así a la tormenta electromagnética que puede seguir a perturbaciones en la superficie del Sol, que deforman gravemente el campo magnético de la propia Tierra permitiendo así que penetre en la atmósfera aun bombardeo de partículas que literalmente carboniza los dispositivos eléctricos. Recibe su nombre del científico inglés homónimo que descubriò este efecto en 1859, cuando una tormenta solar barriò el planeta. Por supuesto, a mediados del siglo XIX lo único cotidiano y eléctrico eran los telégrafos y, aún así no era algo que formara parte del común de las gentes, con lo que sus consecuencias pasaron un tanto desapercibidas para el gran público, aunque hubo centenares de kilómetros de cables quemados y equipos cortocircuitados.

Representación artística de un evento Carrington

Representación artística de un evento Carrington

Pero, ¿qué ocurriría si un evento Carrington a escala global ocurriera hoy?. Desde 1859, el fenómeno se ha repetido de forma muy limitada y esporádica en 1921, 1960 y 2011. El último afectó a parte de Canadá exclusivamente, provocando graves perjuicios en la red eléctrica. Y se trató, no de una “tormenta solar” sino apenas un “ventarrón”. Si un evento global ocurriera hoy, durante largas semanas, quizás meses, el planeta no tendría electricidad. Y en le proceso, posiblemente se quemarían y fundirían desde las computadoras hogareñas hasta la maquinaria de plantas hidroeléctricas, pasando por millones de transformadores, torres de alta, media y baja tensiòn y todo tipo de aparato eléctrico o electrónico. En consecuencia, no se trata “solamente” que no haya electricidad durante ese tiempo. Habrá que reparar o cambiar instalaciones y equipos, cambio y reparaciòn que –es redundante decirlo- no será posible eficientemente preciamente porque no habría electricidad. En resumen: durante un período de tiempo, literalmente volveríamos a tiempos pre-industriales. Y a partir de allí y en el mejor de los casos, a recuperarnos muy lentamente, donde los países del primer mundo, las élites privilegiadas, los grandes centros urbanos tendrían salvaje prioridad sobre los demás. Pero el evento provocaría también daños irreparables: puede llegar a “borrar” la información en todos los discos rígidos de todas las computadoras del mundo, obviamente, también todos los “backups” de resguardo que se hagan. En innúmeros sentidos, tendríamos que recomenzar de cero…. A lo largo de varios años, la recuperaciòn significaría que la “vieja” y deseada tecnología comenzaría a reaparecer y refuncionalizarse lentamente, por lo que sus costos serían prohibitivos (otra vez, sólo a disposición de las élites). A lo largo de esos años, toda la economía como la concebimos, los servicios públicos, las prestaciones sociales, la seguridad, la producción de bienes de uso o alimentos, la provisiòn de agua potable, la medicina, todo eso que con tanta naturalidad y en piloto automático incorporamos a nuestra vida cotidiana, desaparecería, sencillamente.

Piensen sin más en esas primeras semanas. Sobre todo, piénselo quien vive en la ciudad, porque la gente de campo tienen un “know how” casi natural que juega a favor de su supervivencia. No habría supermercados, almacenes, carnicerías, verdulerías a partir del momento en que toda la mercadería literalmente “desapareciera” a precios exorbitantes, por supuesto. En ese momento, digamos una semana después del Evento, usted, que vive en el piso 10 de esa torre de apartamentos céntrico, tendría que conseguir agua y alimentos para su familia. Ya no se trata de ir simplemente a comprarlo. Por un tiempo –mientras la moneda de su país, ese papel impreso, tenga todavía algún valor que irá cayendo rápidamente- podrá comprarlo caminando varios kilómetros hasta la periferia donde agricultores y ganaderos aprovecharán la ocasiòn para venderle parte de su alicaída producción (porque en muchos segmentos la misma ya está altamente tecnificada). Pero luego, la plusvalía no tendrá ya significado. El agricultor o ganadero se enfocará en producirlos para los suyos. ¿Y usted?.

Tal vez tenga la fortuna de tener familiares en zonas campestres, y podrá dirigirse hacia ellos. Caminando, por supuesto, porque el colapso mundial habrá acabado varios días antes con las disponibilidades de combustible (que, por cierto, en sus últimos horas habrá alcanzado valores astronómicos). Ruegue para que esos familiares no vivan más allá unos doscientos kilómetros, pues caminando le llevará, a usted y su familia, extenuantes cuatro jornadas de diez horas diarias de caminata que tal vez agoten sus últimos recursos y disponibilidades.

¿Y todos los demás?. No habrá dónde ir. No habrá donde obtener recursos. El Estado, las Fuerzas Armadas tal vez traten de hacer algo. Pero están preparadas para catástrofes locales (terremotos, tsunamis, incendios, inundaciones, guerras) pero no totales, ya que ellos mismos serán afectados. Aquí es donde uno entiende la “letra chica” de las órdenes ejecutivas firmadas por Obama: preservan primero la verticalidad de la cadena de mando (y obviamente, sus familias), los recursos humanos para reconstrucciòn y después, viene la gente.

Así que es horrible pero evidente lo que le espera al hombre y la mujer comunes: robar, apropiarse por la fuerza, tratar de ocupar o intrusar alguna propiedad con terreno para cultivar algunas hortalizas y verduras, capturar algunos animales de granja (pero ya sabemos que desde las reses a las gallinas, éstas no se pasean por los parques públicos libres de propietarios). Cazar y pescar. El primitivismo. Los más hábiles pondrán sus capacidades, como artesanos, enfermeros, herreros, constructores a disposición de los demás, generalmente por trueques. Otros, se prestarán como guardias privados. Otros…

Y no se engañen. La pregunta (lo saben todos los científicos y también la gente de prensa seriamente informada) no es si ocurrirá este nuevo Evento Carrington. La pregunta es cuándo ocurrirá.

 Hecho nº 2

Pululan hasta películas y videojuegos sobre los “hackers”, mal llamados así. Un “hacker” es alguien que simplemente se divierte violando normas y barreras de seguridad de los sitios en Internet para mostrar, casi compitiendo, sus habilidades. Pero no los afecta. Aquél que roba dinero, que perturba comunicaciones, que borra archivos, es un “cracker” (“crack”: “romper”). Sería bueno que tanto periodista que se cree informado tomara nota, para un mejor uso del lenguaje de esta época.

Hace tres años, un grupo de hackers –crackers, en puridad- rusos le complicó seriamente las actividades al Pentágono. Y en tiempos pre electorales norteamericanos, aparecieron en escena alrededor de la liberaciòn de mails de la candidata Hillary Clinton. Hoy en día, Assange y “Wikileaks” son héroes de la transgresiòn, o que no está mal, y “Anonymus” da la sensación de una banda de muchachotes rebeldes. Pero vamos camino a que se transformen en las mafias todopoderosas del futuro.

Tenemos la imagen icónica de un “cracker” en el sótano de su vivienda de los suburbios, rodeado de computadoras y perdido en una maraña de cables. Imagen “demodé”: hoy en día puede serlo desde la comodidad de una playa soleada y con un smartphone en la mano. Lo que cuenta es el “software”, no el “hardware”. Esto está tan “naturalizado” que hoy es común, aún entre jovenzuelos que jamás se pensarían como “hackers”, navegar en la “Deep Web” (la “Web Profunda”, la que no aparecerá jamás en Google y que encierra secretos, intimidades, monstruosidades, todas muy humanas y algunas quizás no) o encriptar su propia actividad en internet para “escapar” de algunos (cada día más caducos) programas de monitoreo y control oficial, como la que provee TOR (una red de encriptamiento anónimo que permite no poder hackearse las propias comunicaciones, o detectar de dónde a dónde se mueven: https://www.torproject.org/ )

Ahora, basta que un grupo de esta buena gente decida violentar los espacios cibernéticos no solamente de las fuerzas militares sino de las grandes corporaciones petroleras, eléctricas, financieras… Por supuesto, muchos de esos “crackers” ya están contratados, a sueldos muy jugosos, por esos mismos centros de poder abocados a su defensa, pero esta “protecciòn” tiene dos fallas: una, suponer que no aparecerá alguien más hábil, y dos, suponer que no habrá una oferta más jugosa, o conveniente, para cambiar de bando.

Así, estos son los Señores de la Guerra del futuro inmediato. Muy inmediato. Sin llegar al colapso repentino del “evento Carrington” ya mencionado, pueden extorsionar a la humanidad con apagones de horas, días, semanas. Afectará irrecuperablemente las pequeñas economías de pequeños estados y se trata de un peligro que durará todo el tiempo que esas mafias sigan operando, siendo las economías mundiales, los poderosos, sus rehenes. Tiene cierto regusto ácido y agridulce a la vez esa posibilidad. El problema es que la gente de a pie, a su vez, es rehén de los poderosos.

De cualquier manera, significaría el fin del “orden” de la civilización tal como la concebimos, hoy. Un grupo con el “switch” de apagar o encender partes del planeta a tenor de sus caprichos. Y , ¿qué ocurriría si uno de ellos, imbuido de espíritu megalomaníaco, decide que “lo mejor” es simplemente hacer desaparecer la energía para siempre y “apaga”, de una vez, todo el planeta?. ¿O dispara una guerra termonuclear?.

A mí me llama particularmente la atención que sea pública la orden ejecutiva de un presidente de Estados Unidos sobre un “evento Carrigton” y no aparezca ninguna sobre las “extorsiones de crackers”, en momentos en que se sabe que hay una organización de tales, parte rusos, parte chinos, operando tentativamente, y también cuando la NSA (la Agencia Nacional de Seguridad norteamericana) y el Pentágono, así como el FBI, ya han sufrido sus ataques. Su ausencia es lo que, precisamente, me da la pauta que la consciencia y urgencia del peligro y las catastróficas consecuencias es, por parte del Poder, aún mayor. No habrá, entonces, “órdenes ejecutivas” visibles, políticamente correctas. Habrá órdenes secretas, “Only for your eyes”. Y así cómo se actúe, inevitablemente habrá represalias. Con nuestro modo de civilización en el medio…

Posted in Los Illuminati, Política y Esoterismo, Revisionismo histórico | Etiquetado: , , , , , , | Leave a Comment »

 
A %d blogueros les gusta esto: