AL FILO DE LA REALIDAD .com.ar

Ovnis, Civilizaciones Desaparecidas, Parapsicología y Esoterismo.

¿Mengele aún vive?

Posted by Gustavo Fernández en 13-10-2009

A quien pudiera resultarle “off topic” reflexiones e investigaciones –como la que ya hemos publicado- sobre el nazismo y sus implicancias en Sudamérica, sin duda ignora peligrosamente que no se trata de un mero “accidente” sociopolítico alemán que desembocó en la Segunda Guerra Mundial. Tratar de explicar una cosmovisión de la que Hitler fue sólo un instrumento únicamente en función del momento económico que atravesaba el pueblo germano a consecuencia de la Primera Guerra Mundial es poner el carro delante del caballo. Y estudiarlo en la suposición que es cosa sólo del pasado sería un error de principiantes. Pero, sobre todo, ignorar las profundas raíces esotéricas –y, como tal, las componentes que apuntan a señalar confrontaciones espirituales en consonancia con las mundanas- de aquél es no haber entendido nada.

Básicamente, el Nazismo expresa una psicología alternativa. Cuando muchos historiadores y sociólogos –formados en una escuela materialista de pensamiento- se preguntan cómo un pueblo con historia de racional y objetivo como el alemán pudo haber caído en las “supersticiones y fanatismos” de la filosofía nacionalsocialista, cometen dos errores de bultos: el primero, creer que se trata sólo de “supersticiones”, sin haber profundizado el estudio de éstas. Si así lo hicieren, descubrirían que son supersticiones sólo en el sentido etimológico de la palabra. “Supérstite”: lo que sobrevive. Y en segundo lugar, no advertir que si ese pueblo –pero no sólo ese pueblo- adhirió a él ha sido porque –en un contexto no moral ni inmoral, sino amoral- el sistema tenía una lógica propia. La lógica de una psicología no humana. Si el origen de esta psicología no es humano, entonces debemos preguntarnos cuál es. Y esto compete exclusivamente al Esoterismo.

Por supuesto, ustedes pueden persistir en la creencia que esta filosofía ha sido sólo una perversión (en el sentido psicológico de la expresión: “desviado de lo correcto”), mentes enfermas y fanáticamente empecinadas en la destrucción de ciertas etnias y sistemas socioeconómicos ajenos. Este es el problema: los enfermos no rescatan a un país de una depresión económica insoslayable. Los perversos suelen ser minoría, no mayoría aplastante. Los alucinados no aplastan militarmente a naciones enteras hasta que se requieran coaliciones internacionales para detenerles.

Thule e Hyperbórea, la conquista del espacio mediante una energía sutil llamada “vril” impulsando a naves sospechosamente parecidas a “platillos volantes”, un universo cóncavo, la búsqueda del Santo Grial, la Lanza de Longinus[1] o el Ojo de Khrisna, la supervisión astrológica constante podrían –sólo podrían- ser consideradas conductas erráticas de grupos minoritarios, quizás peligrosos pero no dominantes porque al poder se accede más bien con pactos y conformismos conservadores, adhiriendo al status quo impuesto por el verdadero poder mundano, material, que es el económico, y que opera desde las sombras. Obsérvese, a la luz de nuestros estudios sobre la trayectoria de los Illuminati –especialmente en los últimos doscientos años, según pone de manifiesto la larga serie de trabajos publicados en “Al Filo de la Realidad” al respecto- que el ascenso filosófico primero, económico después y político finalmente del nazismo es uno de los pocos casos –si no el único- en que se construyó una ingeniera político – económica – espiritual por fuera del cronograma Illuminati. Esto no lo reivindica para nada, ciertamente. Pero demuestra que, sin ser mejor, ni peor, fue algo distinto a lo programado para esta Humanidad. Quién –o qué- decidió orquestar la irrupción de ese “algo distinto” será tema de otros trabajos.

Sirva esto como introducción a algunas investigaciones que hemos de acercarles en esta ocasión. Admitámoslo: el título ha tenido algo de trampa. O tal vez; todo depende de a quién consideremos Méngele. ¿El Méngele original?. Sin duda, bien muerto y enterrado. Pero, ¿si se hubiera clonado a sí mismo?.

Suena cienciaficcionesco poner en manos de los nazis nuestras aún imperfectas técnicas de clonación. Pero solo es eso; cómo suena. Porque en innumerables campos científicos (desde la aviación y la cohetería al desarrollo biológico) los alemanes, especialmente entre los años 1922 y 1945, estuvieron muy por delante del resto de la humanidad en cuanto a desarrollo científico y técnico. De hecho, convengamos que no habría habido programas espaciales norteamericanos y soviéticos sin la simiente de cerebros alemanes. Y sólo el espionaje y campañas de hostigamiento y destrucción bien planificadas impidieron que el Tercer Reich se hiciera con la energía nuclear antes que el grupo de Los Álamos.

Méngele, esto es sabido, estaba obsesionado con la clonación. Si ustedes han leído la novela “Los niños del Brasil”, de Ira Levin –o visto la película protagonizada magníficamente por Gregory Peck- conocerán la historia: Méngele huye de la caída de Alemania por la “ruta de las ratas” y se radica en el interior del Brasil, donde realiza experimentos genéticos tratando de crear la “raza perfecta”. En el proceso logra “clonar” al mismo Hitler, en la personita de un niño sobre quien se tiene la expectativa de construir el Cuarto Reich.

Y todos creímos que se trataba de una novela edificada sobre rumores.

Pues bien, no. Los niños del Brasil existen. Sólo que ya no son tan niños.

Entre 1961 y 1965, Josef Méngele no sólo vivió en Paraguay –donde obtuvo carta de ciudadanía con su nombre original, prueba clara de la connivencia del régimen de Stroessner (de ascendencia alemana él también), como demuestra en exclusiva el facsímil facilitado por una fuente de ese país, colaboradora de “al Filo de la Realidad” y que debe permanecer por ahora anónima- sino también viajaba con frecuencia a Brasil –donde, en definitiva, falleciera en 1979- para realizar sus desarrollos experimentales. Éstos estaban orientados en la misma línea que propone la novela, y aún están allí. La ciudadanía del ex jefe médico nazi fue, de hecho, una protección del gobierno paraguayo tras un fallido intento de secuestro del mismo en el hotel “Tirol”, de la pequeña localidad de Hohenau, al sur de ese país. Aquí tenemos todo un tema interesante: pese a ser su ubicación ampliamente conocida por sus perseguidores, Méngüele se mueve con total seguridad. No elige el anonimato –como otros nazis “caídos en desgracia” que sí tuvieron que hasta mudar de identidades, lo que elimina la simple “simpatía ideológica” de algunos gobernantes como explicación para su protección y remite más aún a la necesidad de proteger otros intereses más oscuros- y tampoco grandes ciudades donde pasar desapercibido (Honenau tiene, hoy, unos 7.000 habitantes apenas). Elige una región fuertemente codiciada por germanos desde fines del siglo XIX, no lejos de donde Jacques de Mahieu descubriera en su momento pistas ciertas de presencia germana en tiempos precolombinos (ver nuestro artículo “Un dato no menor” en AFR). Una región que nada tiene que ver con la Sajonia de donde procedían[2], y sí con otras huellas remotas de la historia…

Mengele

carta de ciudadanía paraguaya de Mengele


El pueblo fuera de lugar

Cándido Godoy es una pequeña localidad de no más de 8.000 habitantes, en el estado brasilero de Río Grande do Sul, a apenas 30 kilómetros de la provincia argentina de Misiones y muy cerca, por extensión, del Paraguay. Allí se sabe de la presencia cotidiana de Méngüele entre l961 y 1965, donde habría “asistido” a numerosas mujeres de raíz germana en sus partos de entonces, dada la carencia, en aquellos años, de centros asistenciales eficientes. Y es sabida la obsesión de Méngüele con los mellizos. Pues bien: Cándido Godoy tiene el más alto porcentaje del mundo de nacimiento de mellizos desde 1963, fecha de su “fundación” formal (mientras que en cualquier lugar del planeta nacen mellizos sólo en 1 cada 20 partos, en Cándido Godoy ha sido 1 cada 5) hasta 1968: 50 pares de mellizos, todos, exclusivamente, de padres arios.

Es interesante y complementario comprender la estructura social de este pueblo. El 80 % de sus pobladores son alemanes, hijos o nietos de alemanes. Hay un 15 % de polacos (o descendientes) y sólo un 5 % de brasileros autóctonos (conocidos allí como “peloduros”). El idioma dominante no es el portugués, no siquiera el “portuñol”, tan común en localidades fronterizas a países hispanoparlantes, sino un dialecto de la región de Hunsbrück (Alemania). De actividad eminentemente agrícola, con un alto nivel de vida, Cándido Godoy es literalmente gobernada por una gran cooperativa que, entre otros servicios, provee económica y eficientemente de electricidad pero claro, únicamente a quienes son de origen ario.

Cándido Godoi

Cándido Godoi

Estaremos de acuerdo que esta curiosidad estadística no demuestra por sí sola la intervención de Méngüele y sus experimentos: pero convengamos que sería ingenuo suponer que este colectivo de causalidades (la colonia aria, la novela de Levin, la certeza que Méngüele siguió adelante con sus experimentos en su etapa sudamericana) no tiene un hilo conductor. Y así como sus experimentos genéticos le pudieron haber llevado a perfeccionar un criterio de selectividad racial, son igualmente funcionales a la clonación. Si no de Hitler -¿cosa que podemos descartar?- cuando menos de sí mismo, una obsesión no ajena a la casi patológica relación de los nazis con la muerte.

Compulsión con la muerte

Si decimos que el nazismo es la expresión de una psicología distinta inficionada desde fuera, es sugestivo y aleccionador tratar de insertar en esta cosmovisión ciertos descubrimientos menores. Uno de ellos, seguramente, el que proponemos aquí: la necesidad del pensamiento nazi de optar por la muerte como solución radical a los problemas –destruir para construir- en lugar de re-construir sobre lo pre existente.

Un ejemplo de lo dicho es lo que participamos aquí. En 1987 muere en Buenos Aires Walter Kutschmann, ex Jefe de la Gestapo y uno de los artífices técnicos de la “solución final”. Revelador, pero nada nuevo: muchos nazis de alto rango huyeron y fallecieron en nuestro país, con la colaboración no sólo el gobierno que los dejó ingresar, sino de todos los posteriores que les permitieron seguir desenvolviéndose con total impunidad. Bien, analicemos ahora este hallazgo. Con motivo de celebrarse el “Día del Animal”, el 29 de abril de 1991 la Asociación Amigos de los Animales de la provincia de Buenos Aires difunde el siguiente comunicado periodístico: “… nos complace dirigirnos a la población con motivo del día del Animal y por este medio destacar las ventajas obtenidas por los Amigos de los Animales en los Centros Antirrábicos de la provincia de Buenos Aires. Cámaras de gas enfriado y medicamentos para sacrificio eutanásico de animales, tanques completos para gas enfriado, puertas herméticas y materiales para la construcción de dichas cámaras de gas en los Centros Antirrábicos … ( … )…. “Un animal debe morir dignamente y por eso la Asociaciòn Amigos de los Animales no apoya ningún grupo de protectores que por medio de cooperadoras instalan dentro de los Centros Antirrábicos refugios para albergar animales abandonados ( … ) “Gracias a nuestras donaciones para la implementación de métodos eutanásicos, ya se aprecia una reducción del 70 % (en la población callejera de animales)”. La eutanasia de los animales como “solución final” al problema de los perros callejeros antes que campañas de prevención, esterilización o refugios suena extraña en boca de quienes dicen amar a los animales. Pero quizás lo comprenderemos mejor cuando sepamos que esta asociación fue fundada por ….Geralda Baemüller (viuda) de Kutschmann..

¿Por qué esta obsesión por la muerte?.

Escribí párrafos atrás que no podremos avanzar en la comprensión de esta ideología si obviamos la parte esotérica. De manera que esta compulsión puede ser interpretada de dos formas:

a) Es deformación patológica de la ideología (¡pero de judíos a animales!).

b) Es para cumplir objetivos energéticos

Lo segundo parece infuso, pero cuando una filosofía –y los hechos históricos de esa filosofía- están plagados de “señales”, a los investigadores con experiencia sólo nos queda admitir resignadamente que lo que no será admitido –ni siquiera comprendido- por una opinión pública ya pre condicionada por “clichés” meméticos[3], es las más de las veces el emergente de la verdadera historia. Y muchas de esas señales son las “causalidades” que plagan la línea del tiempo nazi post derrota. Por ejemplo: el citado W. Kutschmann supo ser una vez detenido –en el contexto de la investigación de asociaciones de derechos humanos- en Sucre 2907, de Buenos Aires, un edificio en el frente del cual figura como constructor un tal Lázaro Goldstein Este señor Goldstein realmente existió. Pero casualmente “Lázaro Goldstein” fue el seudónimo que eligió Martin Bormann cuando subrepticiamente llegó a Bs As el 17 de mayo de 1948. Y Bormann nunca supo de la existencia de aquél Goldstein, el constructor judío….

Deberemos en el futuro proponer otras indagaciones, por irracionales que parezcan. Cuando uno repasa la historia conocida (o que creemos conocer) de la Humanidad, y ve la presencia reiterada de dioses que claman por sangre en tantas culturas, ¿no se tiene acaso la sensación que el movimiento nazi tardío y su ingeniería racial es apenas la continuación histórica de los sacrificios rituales masivos, de las guerras contra pueblos sólo generadas para obtener víctimas propiciatorias?.


[1] Ver nuestro artículo, “Nazis a la caza del Grial” en AFR

[2] Para quienes dicen que los lugares seleccionados por los alemanes se parecían a sus terruños de origen, lo que sí es válido para Bariloche y Córdoba en Argentina, pero en absoluto para el caso paraguayo.

[3] Para una mejor comprensión del uso de esta expresión en función de nuestra investigación, ver “Memética e Illuminati

Anuncios

5 comentarios to “¿Mengele aún vive?”

  1. lupa said

    respecto al tema nazi me ha sido revelador como abordan el tema y tienen razón al pensar q pudieron ser un cabo suelto de los iluminatis…….pero….y los judios??,la banca judia los financió,el monopolio judio de pólvora los proveyó,el sionismo formaba parte del ejército nazi y el ilegal estado de israel sienta sus bases con el nazismo y el sionismo,socios en este proyecto y artífices del mismo,desde la cuota impuesta por el sionismo a sus propios hasta nuremberg…….cuando hablamos de holocausto de q estamos hablando en realidad.
    Los judios no se ponen de acuerdo c la cifra(ver a Filkeinstein),los 6 millones son el resultado de la suma indemnizatoria e ilegal q se forzo a alemania abonar,inventando reglas juridicas arbitrarias(si ud. nacio en 1970,no puede ser indemnizado por un hecho ocurrido en 1965).
    luego comenta cierta inclinación de los nazis por la muerte,cosa q con todo respeto uds. toman muy a la ligera(judios x animales…..),q la cooperativa solo baneficia a abonados arios ¿?,no será??? 1ºa los socios de ella y si es xenófobo seran germanos porq arios son los iranies,irakies……
    Es digno de destacar el interes de Hitler por la sangre guarani luego de la guerra del paraguay contra bolivia las mujeres paraguayas sostuvieron la resistencia contra los bolivianos…..y no digo q sea ese el motivo de radicarse en esa zona pero no es algo ingenuo y/o excluyente.
    Respecto a la xenofobia nazi los invito a leer la biblia y/o la torá,creo q los judios son los campeones de este tema.
    bueno,un abrazo y seguramente muchos aún estan impregnados en la propaganda aliadailuminatijudia.

    Me gusta

  2. Maru said

    Estuve leyendo todo sobre Mengele,me interesa el tema ,en especial esa ¿persona o …..?libros,articulos,ensayos,he visto peliculas referentes a el,pero nunca supe lo que acabo de descubrir sobre el pais hermano.
    por supuesto mi sorpresa al ser revelada la noticia que se encontraba alli,pero aun más mi extrañeza respeto a está pagina ,la cual me asombra cada vez más por sus investigaciones,sin querer ser obsecuente,rara vez me encuentro con algo conocido,por supuesto me ayuda muchisimo en mis actividades ,trabajo y aficciones,tambien respeto el comentario anterior aunque reconozco que no estoy de acuerdo con algunas acotaciones,pero como dice siempre un profesor de clases a las que acudo cada uno puede opinar como disponga y se debe respetar el libre albedrío.
    Por está y muchas más razones felicito a quienes dejan sus comentarios y en especial a quien escribe,investiga y expone todos los articulos asentados que me apasiona leer en esta( valga la redundancia)página digital.
    Tambien debo reconocer la indignación que me causo leer sobre los proteccionistas de animales de la provincia de Buenos Aires al permitir tales matanzas de quienes dicen amar a nuestros hermanos menores ( me refiero a los de cuatro patas ,perros y gatos) callejeros,yo como militante activa de estos centros en defensa de seres vivos que no tienen la culpa que los abandonen,me siento desilusionada por quien yo creia compartiamos este sentimiento incondicional hacia ellos,pero con solo saber quien estaba a la cabeza de dicha asociación se entiende tal crueldad.
    Otro dato más que ignoraba y que gracias al Sr.Fernandez voy a poder narrar a mis colaboradores.
    agradecida,le envio mis más sinsero saludo.

    Me gusta

  3. Gracias por tus palabras (quizás inmerecidas)
    Un abrazo

    Me gusta

  4. mariam said

    acerca de el tema de los gemelos, cual es la probabilidad de q un hombre de esta region procree hijos con iguales rasgos (rubios, ojos azules, gemelos) con otras mujeres que tengan el 50% de sus caracteristicas.

    Me gusta

  5. Hola Mariam:
    Precisamente este domingo NatGeo pondrá en el aire un documentqal sobre este tema -por cierto, años después que hiciéramos nuestra investigación- En un anticipo, un científico da la respuesta: prácticamente ninguna, en relaciòn a la tasa indicada para un pùeblo de estas características. Porque lo más interesante NO ES que hereden los rasgos de los padres, sino el altísimo índice de gemelos, quizás el más elevado del planeta.
    Saludos cordiales.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: